domingo 12.07.2020

Baleares contrata a 150 sanitarios de Atención Primaria

La consellera Patricia Gómez apela a la responsabilidad porque "se puede entrar en un rebrote"
La consellera de Salut i Consum, Patricia Gómez
La consellera de Salut i Consum, Patricia Gómez

La consellera de Salut i Consum, Patricia Gómez, ha anunciado la contratación de 150 profesionales de Atención Primaria para realizar el seguimiento y el diagnóstico de los nuevos casos de COVID-19 en Baleares.

Así lo ha afirmado este miércoles durante su comparecencia en la Comisión de Salud del Parlament, en la que ha explicado que la contratación de los profesionales sanitarios se hace para reforzar la Dirección General de Salud Pública y Participación.

Además, Gómez ha precisado que los profesionales sanitarios contratados son 105 enfermeras y 45 técnicos auxiliares de enfermería que trabajarán en conjunto con la Central COVID-19 en las Islas.

La consellera, quien ha comparecido para explicar las actuaciones que han llevado a cabo la Conselleria y el Servicio de Salud para hacer frente a la pandemia, ha manifestado que en la fase actual y las siguientes los profesionales de los centros de salud serán "cruciales" para hacer un diagnóstico precoz de los posibles contagiados.

En la actualidad, se ha empezado a formar a los equipos y el objetivo es que cada centro de salud donde se realiza la prueba de determinación PCR pueda haber, como mínimo, una enfermera y un técnico auxiliar de enfermería que lleven a cabo la labor de rastreador.

En este sentido, desde el lunes 11 de mayo, los centros de salud en Mallorca y las UVAC y COVID-exprés en Eivissa, Formentera y Menorca toman muestras PCR a personas con sintomatología leve y el 18 de mayo ya habían tomado 668, de las que 15 han dado positivo : 14 en Mallorca y 1 en Eivissa.

Durante la comparecencia, Gómez ha repasado las principales acciones que han llevado a cabo desde la Conselleria para dar respuesta a la demanda asistencial causada por la llegada del coronavirus y ha remarcado, entre otras, el refuerzo de los recursos y la creación de circuitos específicos para pacientes con sintomatología respiratoria.

En cuanto a los recursos humanos, la consellera ha destacado que el Servicio de Salud ha contratado a 700 profesionales y, en relación a los recursos asistenciales, se han preparado un millar de camas y más de 200 plazas de UCI para pacientes con coronavirus.

Además, se han medicalizado hoteles, se ha reforzado el servicio del 061, se han creado las unidades volantes de atención al coronavirus y en los centros de atención primaria se ha potenciado la atención telefónica y virtual.

Respecto al material de protección para los profesionales sanitarios y sociosanitarios, se han traído 420 toneladas con correspondientes certificados y controles internacionales e nacionales.

La consellera ha indicado que también se ha realizado una importante labor en materia de humanización. Todos los hospitales han desarrollado protocolos para el alivio de síntomas y el acompañamiento durante los últimos días de pacientes con coronavirus.

Asimismo, se han puesto en marcha medidas para aliviar la situación de las personas ingresadas, favoreciendo la comunicación con los familiares gracias a las nuevas tecnologías y facilitándoles el acceso a Internet.

En cuanto al control de la pandemia, la consellera ha precisado que se ha incrementado la capacidad de realizar pruebas diagnósticas y ya se han hecho más de 81.000. Así, ha señalado que se han realizado pruebas masivas en las residencias de personas mayores y de discapacitados. En total, unas 10.000 personas entre usuarios y profesionales.

Igualmente, la consellera ha asegurado que se encuentra ya muy avanzado el cribado de los 18.000 profesionales del Servicio de Salud. Salud Pública, por su parte, ha llevado a cabo más de 45.000 controles sanitarios en los puertos y aeropuertos a viajeros nacionales e internacionales, que incluyen cuestionarios, entrevistas clínicas y toma de temperatura.

Respecto al futuro, la consellera ha destacado que la prioridad es garantizar la seguridad y por ello se seguirán las recomendaciones e indicaciones del Ministerio de Sanidad, la Unión Europea, la Organización Mundial de la Salud y las sociedades científicas.

"¿Qué pasará si hay un rebrote?"

El diputado de Ciudadanos Juanma Gómez, durante su turno de pregunta, ha preguntado a la consellera Patricia Gómez, qué pasará si hay un rebrote en Baleares. En este sentido, le ha preguntado a la titular de Salud qué planes de contingencia hay.

"No es cuestión de difundir miedo, sino de hablar de previsión", ha remarcado Gómez, a la vez que ha exigido "más medios para mejorar la atención y el diagnóstico por teléfono" en atención primaria. Del mismo modo, Gómez ha insistido en la idea de no recortar en Sanidad, "ya sea con COVID-19 o sin COVID-19".

Ante esto la consellera ha matizado que las fases de desescaladas están basadas precisamente en la posibilidad de mantener el nivel de recursos sanitarios si se produjese un rebrote de coronovirus. Además, ha explicado que desde hace tiempo el 061 coordina varios planes ante posibles catástrofes y pandemias.

Por su parte, la diputada del PP Marga Durán ha acusado a la consellera de vivir "en una realidad paralela". "No nos cuadra lo que dice porque el material sanitario ha llegado tarde. De hecho, había profesionales que no tenían ni mascarillas", ha subrayado.

También ha denunciado las múltiples preguntas que el Grupo Parlamentario Popular ha presentado en el Parlament, "sin haber obtenido respuestas". Durán ha preguntado, además, sobre el tipo de test que se están realizando a los sanitarios y por qué se han atrasado tanto estas pruebas.

Oposición responsable

La consellera de Salud ha afeado a la diputada 'popular' el tipo de oposición que han realizado y le ha reclamado "responsabilidad". En esta línea, ha remarcado que Baleares está en un estado de alarma, con un mando único, y es el Ministerio de Sanidad quien decide a quién se le hace las pruebas. "Más bien los técnicos de salud pública y epidemología", ha explicado.

Sobre el tipo de test, Gómez ha dicho que son los que detectan los anticuerpos. Sin embargo, ha enfatizado que cuanto menos síntomas tiene una persona, menos específico es el resultado. Además, ha remarcado que se puede hacer una previsión de los servicios a tener en Baleares, pero ha insistido en que "se sabe muy poco de la enfermedad". "Estamos en el principio de todo", ha reconocido.

Por otra parte, la diputada de Unidas Podemos Antonia Martín ha remarcado el agradecimiento de la población a los profesionales sanitarios y ha señalado que ha habido "buenas decisiones" en el Govern como el cierre de aeropuertos y puertos en Baleares.

En el siguiente turno de palabra, el portavoz de MÉS per Mallorca en el Parlament, Miquel Ensenyat, ha insistido en la idea de que, ante esta pandemia, deben ser "los intereses sanitarios y no los económicos". Además, ha preguntado qué pasará el día que haya una vacuna, "si habrá confrontación para llegar a los ciudadanos".

"Nefasta gestión"

La diputada de Vox Idoia Ribas ha calificado la gestión de la Conselleria de "nefasta". Por ello, ha preguntado a la consellera Patricia Gómez en qué momento fue consciente de la gravedad de la situación. "A principios de febrero decía que era similar a una gripe", ha recordado.

Al mismo tiempo, ha asegurado que "no ha habido suficiente previsión para proteger a los sanitarios". Gómez, en su turno de respuesta, ha asegurado que, "ni de lejos", Baleares es la comunidad con "más sanitarios contagiados". Por eso, ha asegurado que muchas cosas de las afirmaciones de Vox "no son verdad" y ha apelado a la responsabilidad porque "se puede entrar en un rebrote".

Baleares contrata a 150 sanitarios de Atención Primaria
Comentarios