jueves 28/10/21

Los gimnasios de Baleares abren con el temor a posibles cierres

La apertura, entre mayores medidas de higiene y con aforo limitado
Entrenamiento personal en el gimnasio Illes Fitness Club & Spa, en la fase 3 de desescalada.
Entrenamiento personal en el gimnasio Illes Fitness Club & Spa, en la fase 3 de desescalada.

La mayoría de los centros deportivos y gimnasios de Baleares ya están abiertos, tanto en sus salas fitness como las actividades dirigidas, con la entrada en la fase 3 de desescalada, después del parón a raíz del estado de alarma decretado por el Gobierno para la gestión sanitaria del coronavirus. La apertura la han realizado entre mayores medidas de higiene, aforo limitado y el temor a posibles cierres.

En esta fase 3 se permite la apertura de los centros deportivos y gimnasios con un aforo máximo del 50% y de hasta 20 personas para actividades dirigidas. Además, los clientes estarán obligados a llevar mascarilla en las zonas comunes y de paso, la separación mínima debe ser de dos metros entre máquinas y se deberá contar con dispensadores de geles hidroalcohólico por todo el centro.

Aunque desde este lunes 8 de junio ya pueden estar abiertos, fue el 11 de mayo, con la entrada de Baleares en la fase 1 cuando se pudieron abrir las instalaciones exteriores, que podían ser usadas para cita previa y deportes como, por ejemplo, el tenis o el pádel.

Una apuesta conjunta

Ante la "incertidumbre" por los cambios de fases, desde la Asociación de Empresarios de Instalaciones Deportivas de Mallorca (Aeiem) han apostado por el trabajo en conjunto con el Govern para trasladar las peticiones del sector y, de este modo, ayudar en la reapertura.

El gerente del Sporting Group y miembro de la Aeiem, Xavier Fuster, asegura que, durante la reunión mantenida esta semana con el director general de Deportes del Govern, Carles Gonyalons, se ha establecido una mesa de trabajo conjunta cuya misión se ancla en un doble objetivo.

En primer lugar, la posibilidad de trasladar a las instituciones las peticiones del sector para que así las decisiones tomadas se adapten a la realidad y, en segundo lugar, ofrecer la experiencia para ayudar ante la aparición de cualquier tipo de condicionante sobre las aperturas, los aforos o las distancias permitidas.

Fuster insiste en que, con este trabajo conjunto, las administraciones podrán "reaccionar rápido". "Básicamente es supervivencia porque si no ayudamos puede implicar el cierre de las empresas y el despido de la mayor parte del personal", explica.

Desde la Aeiem señalan como el "principal escollo" los diferentes condicionantes recogidos en el Boletín Oficial del Estado con las fases de desescalada. "Se ha redactado con una ambigüedad absoluta", recalca Fuster, a la vez que recuerda que no son el único sector perjudicado por "esa falta de claridad".

Pese a todo, el gerente del Sporting Group señala que la gente ha normalizado mucho "la nueva realidad". "Al principio van con mucho miedo, pero en cuanto ven que se cumple todo, se sienten seguros e incorporan los hábitos de higiene".

Justo en este punto coincide Juan Garrido, del Illes Fitness Club & Spa. Garrido asegura que el cliente ha vuelto "muy concienciado" con todas las medidas sanitarias y de seguridad. "La gente limpia las barras y el material cada vez que lo usa", describe.

Desde el gimnasio Duet Portitxol, su director, Pedro Pérez, subraya que también se ha incrementado el servicio de limpieza de las instalaciones. "Se han establecido nuevos horarios de las clases dirigidas para limpiar tanto las salas como el material usado y que así el cliente se lo encuentre todo desinfectado", detalla.

Internet y el deporte

Durante el estado de alarma, han sido muchos los gimnasios que han apostado por dar servicio a través de plataformas como YouTube o Instagram. Uno de ellos ha sido el grupo Illes, quien ha subido en más de 3.000 personas sus suscriptores en YouTube. Garrido insiste en que este modelo "ha llegado para quedarse" y, por este motivo, la empresa va a apostar por él.

De hecho están trabajando en el perfeccionamiento de las clases virtuales. "El objetivo es que el cliente pueda realizar desde su casa la misma clase que se está llevando a cabo con monitor en el gimnasio", cuenta Garrido. Mientras tanto, en Illes, por ejemplo, han incrementado las clases presenciales ante la restricción de 20 personas en la fase 3 de desescalada.

Sin embargo, en Duet Portitxol han decidido empezar -ha abierto este viernes 12 de junio- con un número más reducido de clases presenciales a la espera "de ver cómo el cliente responde". "No sabemos si va a acudir en masa con lo cual la estrategia será incrementar el servicio a medida que lo exija la afluencia de gente", explica.

El gerente del Sporting Club Portals coincide con sus compañeros en que el negocio a través de Internet es el presente. No obstante, rehúsa de adoptarlo como sustituto del servicio. "Es un complemento más porque un entrenamiento personal nunca será lo mismo que uno por Internet", recalca y añade que "todo depende del tipo de cliente que acuda a tu centro deportivo".

Fuster, como representante de la Asociación de Empresarios de Instalaciones Deportivas de Mallorca, resalta "el valor que ha adquirido" el deporte durante el confinamiento. "Es un sector olvidado por las administraciones y, en el estado de alarma, se ha demostrado que el ejercicio es un bien común para todos", incide, mientras resalta, para acabar, "la inseguridad jurídica" con la que muchas empresas trabajan actualmente.

Los gimnasios de Baleares abren con el temor a posibles cierres
Comentarios