jueves. 07.07.2022

Centenares de alumnos participan en el programa para jóvenes con dificultades de adaptación escolar

300 alumnos de ESO de 48 centros educativos de Baleares han participado este curso 2021-2022 en el programa Alter 
Imagen de archivo de un aula.
Imagen de archivo de un aula.

Un total de 300 alumnos de ESO de 48 centros educativos de Baleares han participado este curso 2021-2022 en el programa Alter de intervención socioeducativa para jóvenes con dificultades de adaptación escolar.

En el programa, que ha tenido un 87% de porcentaje de éxito, han participado 227 empresas colaboradoras y 48 educadores de las distintas corporaciones locales, una coordinadora y una auxiliar administrativa, según ha informado la Conselleria de Asuntos Sociales.

En total son 33 municipios los que aplican el programa Alter en las Islas con un total de 300 plazas disponibles para alumnos.

El programa de integración social y educativa que llevan a cabo la Conselleria de Asuntos Sociales y la de Educación con la participación de los ayuntamientos está dirigido a alumno matriculados en la etapa de ESO, de 14 a 16 años, que no se adaptan al sistema educativo y comparten la escolaridad con más de 20 formaciones prácticas.

Las formaciones que se han impartido este curso han sido las siguientes: aprendiz de mecánica de coches; mecánica de motos; reparación de neumáticos; chapa y pintura; cocina; repostería; camarero; peluquería y estética; peluquería canina; informática; carpintería; mantenimiento de embarcaciones; reparación de bicicletas; herrería y forja; mozo de cuadra; artes gráficas; zapatero; agricultura ecológica; comercio; reponedor de almacenes; guarda y cura de animales, y mantenimiento de instalaciones.

Las formaciones de mecánica han sido las más demandadas por los chicos y la de peluquería, entre las chicas.

FACILITAR QUE EL ALUMNADO NO ABANDONE LA ACTIVIDAD ACADÉMICA

El objetivo del programa es facilitar que el alumnado no abandone la actividad académica y/o formativa y les facilita formación prelaboral de forma que se les garantice el acceso al mundo laboral.

Un 87% de los jóvenes que han compartido la escolaridad en el centro educativo de referencia con la empresa donde eligieron hacer las prácticas ha acabado con éxito la formación este curso y el 5% ha empezado a trabajar en la empresa donde ha hecho las prácticas, mientras que el 95% ha iniciado una formación profesional básica.

La formación dura dos cursos, de septiembre a junio. Una vez finalizan los cursos, los jóvenes pueden continuar formándose a través de los estudios de formación profesional básica o bien pueden conseguir una inserción laboral en las empresas donde han llevado a cabo su formación.

Cabe recordar que desde el curso anterior, los convenios con los ayuntamientos ya no son anuales, sino que están vigentes durante toda la legislatura, hecho que da más estabilidad al programa.

Se puede solicitar la inscripción en el programa a través de las áreas de servicios sociales de los diferentes ayuntamientos que tengan firmado un convenio de colaboración con la Dirección General de Infancia, Juventud y Familias.

Centenares de alumnos participan en el programa para jóvenes con dificultades de...
Comentarios