martes 30/11/21

Los profesionales de Atención Primaria de Baleares han pasado de atender 483.066 consultas en abril a 678.114 en junio, un aumento del 40 por ciento, coincidiendo con la desescalada y el descenso de casos de COVID-19, según ha informado la Conselleria de Salut. 

Desde Salud han explicado que la desescalada ha permitido retomar de manera progresiva la actividad asistencial habitual.

Siguen potenciando la atención telefónica

Los centros de salud y las unidades básicas han dado durante el mes de junio 362.243 consultas médicas (71.069 más de las que se registraron durante el mes de abril), 262.476 consultas de enfermería (104.408 más), y 53.395 de pediatría (19.571 más).

Los centros de salud y las UBS continúan aplicando el nuevo modelo organizativo que se implementó a raíz de la pandemia, potenciando la atención telefónica y estableciendo circuitos separados para los pacientes con patologías respiratorias.

Las citas se organizan según el tipo de consulta (burocrática, médica, de enfermería, de farmacia ...). Este modelo se ha empezado a utilizar en Mallorca y se prevé extenderlo al resto de islas.

El primer contacto siempre será telefónico y, a partir de ahí, el profesional se pondrá en contacto con el usuario para valorar si la consulta se puede resolver telefónicamente o de forma presencial, ya sea en el centro de salud o bien en el domicilio del paciente.

Actualmente, la única excepción aplicable a este sistema es el Programa de salud infantojuvenil -controles periódicos de los niños de entre 0 a 14 años- y las vacunaciones, que siempre son presenciales.

Los centros de salud retoman la actividad asistencial habitual
Comentarios