martes. 06.12.2022

Cort trabaja las emociones del agresor para acabar con la violencia machista

El Programa de hombres que ejercen o han ejercido la violencia machista contra su pareja atendió 113 agresores el 2019
Sonia Vivas en una imagen de Archivo.
La regidora de Igualdad y LGTBI del Ajuntament de Palma, Sonia Vivas

La regidora de Justicia Social, Feminismo y LGTBI, Sonia Vivas, ha presentado este martes la memoria correspondiente en 2019 del programa dirigido a hombres que ejercen o han ejercido la violencia machista contra su pareja. Este programa forma parte del Servicio Municipal de Atención Integral a la Violencia de Género (SAIVG) que presta esta área y que es gestionado por la Fundación Ires. El 2019, un total de 113 agresores fueron atendidos. El 83 por ciento de los hombres que fueron tratados sufrió un cambio del concepto que tenía sobre la masculinidad.

Cort apostará por los programas de atención integral a la violencia de género incrementando las horas de sus profesionales. 

Las cifras se mantienen

Se trata de un Servicio municipal de atención psicosocial dirigido a hombres que ejercen o han ejercido violencia machista contra la pareja. Un espacio de asesoramiento y tratamiento donde trabajar el autoconocimiento, la identificación y el control de emociones, la resolución de conflictos, la comunicación y la empatía con los otros, la responsabilidad sobre sus actos, la autoestima y la comprensión del fenómeno de la violencia.

Está dirigido a hombres mayores de dieciséis años del municipio de Palma que ejercen o hayan ejercido violencia contra su pareja o expareja y que acudan de forma voluntaria. Se puede acceder directamente o por derivación de un profesional de otro Servicio.

En cuanto al perfil de los usuarios el 69 por ciento muestra un bajo control emocional, el 66 por ciento tiene dificultades para identificar y comprender los procesos emocionales, el 49 por ciento justifica y minimiza los comportamientos violentos, el 41 por ciento muestra resistencia al cambio y el 32 por ciento tiene comportamientos de desconfianza y control hacia la pareja.

En comparación con otros años las cifras se mantienen (el 2018 se atendieron 114 usuarios) un hecho que pone de relieve la necesidad de apostar por este Servicio. Para la regidora, Sonia Vivas “creo que invertir en trabajar con los agresores es feminista porque a la vez trabaja contra la violencia y a favor de las mujeres. Es muy necesario romper estas ideas machistas porque es posible tener
hombres dispuestos a tener relaciones igualitarias.”

En estos momentos se están elaborando unos nuevos pliegos del Servicio, que incorporan un incremento de personal del programa, que pasará de tener 45 horas semanales contratadas de licenciados en psicología a 75 horas.

Cort trabaja las emociones del agresor para acabar con la violencia machista
Comentarios