sábado 4/12/21

El grupo parlamentario popular denuncia las múltiples irregularidades detectadas en la auditoría realizada al COFUC (Consorci per al foment de l’ús de la llengua catalana) en el año 2009, y lamenta que una vez más se ponga de manifiesto la falta de transparencia en la gestión del Govern del Pacte, que ya se ha convertido en la tónica habitual desde el inicio al final de la legislatura.

La auditoría pone de manifiesto que la entidad COFUC no ha facilitado la documentación suficiente de los movimientos entre la fecha de cierre y la de recuento físico. Dice literalmente que "no hemos podido alcanzar evidencia suficiente sobre la exactitud de las mercaderías de la entidad al cierre del ejercicio, y en consecuencia, sobre la razonabilidad de los importes registrados en el epígrafe de existencias del balance de situación adjunto y en el epígrafe de consumos de mercaderías de la cuenta de pérdidas y ganancias adjunta”.

En la auditora se señala, también, que no se ha obtenido de la sociedad las conciliaciones bancarias de todas las cuentas corrientes, por consiguiente, no se puede asegurar objetivamente, de si en caso de haberlas obtenido, se hubiesen detectado ajustes o información adicional a incluir en las cuentas anuales adjuntas.

El informe, a fecha de 31 de diciembre de 2009, presenta un balance descuadrado por importe de 3000 euros, y explica que la entidad no ha sabido explicar dichas diferencias y durante el trabajo de auditoria no ha sido posible determinar que partidas o asientos provocaban dicho descuadre.

Debido a la gran importancia de las limitaciones al alcance de la auditoria, el informe señala que no es posible expresar una opinión sobre las cuentas anuales

Por otra parte, en el apartado sobre el cumplimiento de la normativa se recoge que el consorcio ha realizado durante el ejercicio algunos contratos suministros y servicios sin adecuarse, en los procedimientos y forma de adjudicación, a lo establecido en la Ley de contratos de las administraciones publicas. Se señala, también, que la liquidación del presupuesto incluida en las cuentas anuales adjuntas muestra un exceso de gastos no autorizados del capitulo 1 de gastos de personal por importe de 125.681.50 euros.

Tras conocer la auditoría, el grupo parlamentario popular lamenta la falta de control en la gestión de los entes públicos, así como la ocultación de datos de este consorcio, puesta de manifiesto por la propia auditoría, y denuncia que debido a esta falta de transparencia, la Sindicatura de Cuentas tampoco haya podido realizar su informe sobre el COFUC. Todo ello a pocos días de haberse aprobado la Ley del Buen Gobierno que parece que el Ejecutivo de Antich no ha aplicado a su propia gestión. Asimismo, llama la atención que después de que en esta legislatura se hayan incrementado notablemente los puestos de interventores, por un valor de 400.000 euros, haya un total descontrol de la administración como el que esta última auditoría pone de manifiesto.

El grupo parlamentario popular denuncia las múltiples irregularidades detectadas en la...
Comentarios