domingo. 26.06.2022

La Conselleria d'Afers Socials ha adquirido este miércoles el compromiso de destinar una partida presupuestaria para las obras de reforma y rehabilitación de la residencia para mayores de Llucmajor, en una primera fase que consiste en la adaptación de las habitaciones de personas asistidas. A la reunión han asistido el alcalde Éric Jareño; la consellera, Fina Santiago; el teniente de alcalde de Urbanisme i Medi Ambient, Guillermo Rojo; el regidor de Serveis Socials, Dependència y Tercera Edat, Gabriel Rojo; así como los técnicos de Urbanisme de la Conselleria y del Ajuntament de Llucmajor. 

El alcalde ha querido agradecer "la buena sintonía y predisposición de la consellera Fina Santiago para desbloquear la situación en que se encuentra el proyecto de remodelación de un espacio tan importante para el pueblo de Llucmajor como es la residencia. Nuestros mayores son una prioridad para el equipo de Gobierno y daremos todos los pasos necesarios para que las obras se lleven a cabo lo antes posible".

Posible participación del IMAS

Según ha explicado el regidor Gabriel Rojo, la Conselleria d'Afers Socials destinará una partida de 1.075.000 €, mientras que el consistorio aportará hasta 300.000 €, "quedando a la espera de una futura reunión con el Institut Mallorquí d'Afers Socials (IMAS) para contar con su participación".

Antecedentes

El objetivo del proyecto es adaptar la residencia a la normativa vigente para poder incorporar a la Red Pública de Atención a la Dependencia y evitar su cierre.

El proyecto global prevé el derribo del edificio de la calle San Miguel, 54, para dar facilidades a los vehículos de emergencia y de suministros así como toda una serie de mejoras asistenciales, a pesar en esta primera fase sólo se adaptarán once plazas para usuarios asistidos de la residencia a la normativa vigente de centros residenciales.

El Govern asumirá parte del coste de la rehabilitación de la Residència de Llucmajor
Comentarios