lunes 30/11/20

"Hemos dejado de facturar un 50% por la anulación del Dijous Bo"

El comercio y la hostelería están pendientes de la aprobación de ayudas municipales por valor de 600.000 euros
Pep Nicolau es presidente de la Asociación de Comerciantes y Restauradores de Inca.
Pep Nicolau es presidente de la Asociación de Comerciantes y Restauradores de Inca.

El comercio y la hostelería de Inca ha perdido un 50% de sus ventas a raíz de la suspensión del Dijous Bo, que debía celebrarse ayer 19 de noviembre, y de las ferias que tienen lugar durante las semanas previas. Un descenso en la facturación que previsiblemente se elevará hasta el 60% por la pérdida adicional de la campaña de Navidad.

Así lo ha manifestado en declaraciones a MALLORCA CONFIDENCIAL el presidente de la Asociación de Comerciantes y Restauradores de Inca: Pep Nicolau, quien recuerda que los meses de octubre, noviembre y diciembre son los más fuertes para sector comercial de la comarca del Raiguer, un periodo que este año "tenemos asumido que no será bueno", ha remarcado

La semana que acaba de pasar, la que va desde la tercera feria al Dijous Bo, es históricamente la más importante: "son fechas en que se vende mucho y nos ha perjudicado la pandemia, tras una temporada de verano que ha sido regular. Y, todo ello se suma al perjuicio que nos está provocando desde el mes de marzo", ha precisado el portavoz del comercio local.

La jornada de ayer fue absolutamente extraña para Inca: "hubo el mercado semanal normal" y, en la restauración, "al mediodía se abrió, pero con el 50% de mesas; por la noche hubo muchas anulaciones y los que vinieron dejaron de tomar la copa de después de cenar" a causa del toque de queda impuesto por la evolución de los contagios de COVID-19.

Respecto a la situación que se abre hasta final de año, "no creo que haya campaña de Navidad, ni siquiera el trenecito, pero sí una pequeña ampliación de la iluminación para que haya un poco de alegría en la calle", ha manifestado Pep Nicolau, quien no oculta que "los comerciantes y hosteleros lo están pasando mal" este año.

"Nos encontramos en una situación en que el cliente no tiene una economía boyante, la gente tiene miedo y no está tranquila, lo que hacen es consumir solo lo necesario", ha manifestado el presidente de la Asociación de Comerciantes y Restauradores de Inca.

Ayudas económicas al sector

Ante esto, ahora es más importante que nunca la aprobación de las ayudas al sector por valor de 600.000 euros que ha anunciado el municipio. Y que se vendrán a sumar a los 327.000 euros que se otorgaron previamente entre varias instituciones: Govern, Consell y Ayuntamiento.

Nicolau ha recordado que se ha puesto en marcha un marketplace donde los comercios que quieren pueden participar, que hay un sistema de vales descambiables en comercios locales y, además, que en Inca "se ha cerrado muy poco comercio, e incluso se ha abierto alguno nuevo", ha precisado.

En cuanto a las perspectivas que se abren para el sector en 2021, según su portavoz "son positivas". Porque se producirá la reapertura del Teatro Municipal, la plaza Mallorca estará remodelada, comenzará el derribo de los muros del Mercado Cubierto y, el próximo mes de diciembre, abrirá el primer hotel urbano de la localidad, en el mismo local donde antes estaba Can Guixe.

"Hemos dejado de facturar un 50% por la anulación del Dijous Bo"
Comentarios