martes. 16.04.2024
unnamed
Las calles de Llucmajor, incluso en primera línea de playa, ofrecían esta mañana un aspecto de plena normalidad.

El dispositivo que se ha puesto en marcha con motivo de la 'revetla' de Sant Joan en las playas de Llucmajor para evitar concentraciones de personas, botellón u otros tipos de celebraciones "ha dado muy buenos resultados", puesto que no se ha registrado ningún incidente destacable durante toda la velada.

Así lo ha explicado el teniente de alcalde y regidor de Mantenimiento Urbano, Bernardí Vives, "el dispositivo de seguridad y limpieza coordinado desde el Ayuntamiento y la comprensión de los vecinos y la colaboración de los visitantes, han hecho posible que esta 'revetla' haya transcurrido con tranquilidad”.

Además, el edil ha añadido que “a pesar de que ha habido algunos episodios puntuales con reuniones de personas que no cumplían la normativa, el aspecto que mostraban nuestras calles y nuestras playas esta mañana era de total normalidad”, con lo cual, se considera que las trasgresiones han sido mínimas.

Por su parte, el alcalde de Llucmajor, Éric Jareño, ha destacado que “el comportamiento de los vecinos y de los visitantes de ha sido impecable, respetando en todo momento las normas de seguridad”. Desde el Ayuntamiento se ha agradecido el civismo de todas y todos, dadas las especiales circunstancias derivadas de la pandemia.

Llucmajor valora positivamente la vigilancia en playas por Sant Joan