lunes 23/11/20

Los comercios de Manacor se rebelan contra un confinamiento que les asfixia

150 tiendas y establecimientos hosteleros han protestado este lunes, algunos llevan dos semanas con "cero ingresos".
Manifestación por el cierre de bares y restaurantes del municipio de Manacor. Video: Tom Riera

Los establecimientos comerciales de Manacor se han manifestado este lunes en Sa Bassa para exigir que acabe el confinamiento perimetral de la segunda ciudad de Mallorca, previsto inicialmente para dos semanas que se cumplen este jueves, y que está suponiendo para el tejido económico local un auténtico suplicio.

Así lo ha precisado a MALLORCA CONFIDENCIAL el portavoz de este movimiento, el propietario de la Cafetería Karma, Tom Riera, que representa a bares y restaurantes, aunque en la protesta -que cuenta con el apoyo del Ayuntamiento- están implicados en la misma medida otros comercios, como tiendas de todo tipo.

La acción prevista para esta tarde, para la cual se ha creado el hashtag #cadadiaessantantoni, se celebrará en silencio y consistirá en que todos los participantes pongan sus smartphones en modo avión, activen la linterna y dirijan el haz al cielo. Se espera que los videos que graben los vecinos se viralicen, aportando la alegría de los 'foguerons'.

"Cuando nos confinaron decidimos organizarnos y ha salido una asociacion con la queremos reivindicar que acabe el confinamiento de Manacor, porque estas restricciones no nos sirven para nada, aunque no digo que no se contengan los contagios. Lo que hay que hacer es reforzar al máximo la sanidad, porque con la enfermedad tendremos que convivir", ha indicado el hostelero.

A la protesta de hoy están convocados 97 establecimientos de hostelería y entre 50 y 60 tiendas, para exigir que se ponga fin al cierre perimetral: "ha habido comercios que han hecho cajas cero, y además estamos dando mala imagen a toda la isla", ha lamentado Riera, quien no oculta que "lo estamos pasando muy mal" ante esta caída de la actividad.

Cerrados por confinamiento

Los más afectados por las restricciones decretadas por el Govern "son los locales que no tienen terraza, un 80% de los bares y restaurantes que carecen de ella han cerrado durante el confinamiento, y algunos se están planteando no volver a abrir, porque no pueden hacer frente a los gastos. Hay familias que dependen de ello", ha recordado.

Para el resto de establecimientos hosteleros apenas es mejor: "solo tenemos las terrazas, pero restringidas al 50 %, y no se puede vivir con dos o cuatro mesas". Y, por lo que se refiere al comercio, "muchos tienen ingresos cero porque trabajan en gran medida con personas de todos los pueblos de la comarca, que no pueden desplazarse a Manacor" en este momento.

Todos ellos tienen la vista puesta en la posibilidad de que el confinamiento acabe este jueves: "parece ser que los contagios están bajando, pero aunque subiesen no estamos dispuestos a aguantar más restricciones. Si se alarga el la situación tendremos que hacer algo para evitarlo", porque "no se puede cerrar Manacor de esta manera", ha concluido Tom Riera.

Los comercios de Manacor se rebelan contra un confinamiento que les asfixia
Comentarios