domingo 28/11/21

"Nos toca demostrar que, con distancia pero todos juntos, podemos recuperarnos"

Así ha declarado Miquel Oliver, alcalde de Manacor, tras conocer la decisión del Govern de les Illes Balears de levantar el confinamiento en el municipio dos días antes de lo previsto.
El alcalde de Manacor, Miquel Oliver, en una rueda de prensa.
El alcalde de Manacor, Miquel Oliver, en una rueda de prensa.

Este lunes, el Ajuntament de Manacor ha celebrado el adelanto de la fecha para el levantamiento del confinamiento perimetral del municipio, que ha sido aprobado por la mañana por el Govern balear y que se hará efectivo a partir de este martes, dos días antes de lo estaba previsto.

"Toca demostrar la satisfacción ante el levantamiento de las medidas, que estaban basadas en datos de incidencia de la COVID-19 y que, gracias al devenir de estos datos y del buen trabajo que hemos hecho como pueblo, se han reducido", ha asegurado el alcalde de Manacor, Miquel Oliver.

El alcalde ha agradecido y ha dado la enhorabuena a los manacorins "por cumplir". "Sin caer en la euforia, nos toca hacer una llamada a la responsabilidad, nos toca demostrar que lo hemos hecho de forma consciente", ha señalado, a la vez que ha añadido que la disminución de la incidencia de la COVID-19 en Manacor "no ha sido por casualidad".

Asimismo, el alcalde ha recordado que esta "llamada a la responsabilidad" también viene ligada a la proximidad de las fiestas de Navidad, ya que "llegar a un eventual segundo confinamiento sería un auténtico drama y un despropósito".

Reunión con los comerciantes

Antes de hacerse pública la decisión del Govern, el equipo de gobierno municipal se ha reunido con los representantes de comerciantes y empresarios de Manacor.

Un encuentro que, según el consistorio, ha sido valorado de muy satisfactoria por ambas partes. "Hoy los empresarios y el Ajuntament estamos unidos", ha asegurado el presidente de Pimem Manacor, Mateu Catalán.

Uno de los acuerdos de la reunión ha sido reclamar conjuntamente al Govern una línea de ayudas para compensar los efectos económicos que ha supuesto el confinamiento perimetral de Manacor.

"Cerrar Manacor no es cerrar 30.000 habitantes, sino que dada la capitalidad de Manacor, esta medida ha tenido una afectación económica muy importante en el tejido empresarial de la ciudad", ha explicado el alcalde.

Por su parte, desde Pimem se han comprometido a sacar los carteles de 'Se Traspasa Manacor' una vez se levante el confinamiento y a trabajar "en positivo" para recuperar al máximo la normalidad, siempre dentro de los límites de lo posible, dada la situación actual.

Desde el Ajuntament han recordado que se trabaja con ayudas, campañas y acciones para "incentivar al máximo el consumo local".

Una vez que Manacor ya no esté con el confinamiento, "con responsabilidad, pero también con fuerza, ayuntamiento, empresarios y ciudadanía debemos remar en la misma dirección", ha concluido Oliver.

"Nos toca demostrar que, con distancia pero todos juntos, podemos recuperarnos"
Comentarios