sábado 8/8/20

Las mascarillas no son para el verano

Finalizamos el estado de alarma, mientras éste ha durado, yo me he sentido almamente seguro. Ahora creo que la cosa cambia y la inseguridad, se siente y se huele por todas partes. No hay nada más ridículo, siempre para mí, respetando otras opiniones, que llamar al tiempo que se avecina nueva normalidad no es más que un eufemismo maléfico, cuando ciertamente nos encontramos frente a una nueva situación o una nueva e inesperada realidad. Ahora no me encuentro seguro. Basta estar viendo los presuntos rebotes en diferentes lugares del mundo, basta ver la desinformación o información manipulada, presuntamente, que nos han estado dando, hemos visto el aprovechamiento de la situación por los partidos en los gobiernos, no se salva ninguno, para obtener réditos y votos de maneras poco ortodoxas y otras muchas situaciones poco convenientes e inadecuadas. Ahora llega el verano, las mascarillas molestarán, las aglomeraciones se producirán, la nueva realidad no será vista, o no querrá ser vista, en determinados sectores y se relajaran las prevenciones sanitarias y caeremos en la estulticia fácil del manfutismo colectivo.

Las mascarillas SI SON PARA EL VERANO, si queremos preservar nuestra salud y la de nuestros congéneres. En mi opinión las autoridades deben mantener las espadas muy altas, concienciar a los ciudadanos en la necesidad de mantener las normas y mejorarlas si viene al caso, en los puntos más débiles, no pensar en beneficios políticos y actuar en conciencia, para el bien de toda la ciudadanía,  toda sensibilización es poca y altamente necesaria no solo para la salud física, con la salud física en forma, la económica y la sociedad no se verán nuevamente afectadas, ya que la pandemia actual nos ha dejado una económica social y general a la que combatir la obligación de todos es cumplir escrupulosamente las normas que se imponga y olvidarse de lo superfluo para disfrutar de lo necesario la salud y la economía. Si las mascarillas y la distancia social, también son para el verano.

Las mascarillas no son para el verano
Comentarios